El chef Diego Guerrero destaca que la pasión e inquietud de los cocineros dan valor a la alimentación de los mayores

14 noviembre, 2018Noticias

Una adecuada alimentación es un factor determinante que afecta a la salud y el bienestar de las personas mayores. Conseguir que disfruten de una dieta sana y equilibrada que, además, satisfaga sus necesidades nutricionales es uno de los objetivos de los centros ORPEA. Para ello, es necesario contar con profesionales motivados e implicados, dos valores que Diego Guerrero, chef del restaurante madrileño dos Estrellas Michelin DSTAgE, encuentra en las cocinas de las residencias ORPEA: “La pasión que tienen y las ganas que demuestran los chefs en la cocina dan valor y calidad a la comida que preparan a las personas mayores. Veo inquietud e iniciativa y, en cierta manera, inconformismo. Siempre intentan buscar caminos nuevos para mejorar, tanto la cocina que ya hacen como para incentivar a los equipos”.

Además, Diego Guerrero subraya que todos los cocineros coinciden en “el cariño, la pasión, la dedicación, el esfuerzo y la entrega” que implica su trabajo. “Da igual si estás en una residencia de personas mayores, en un restaurante o en casa. Al final, cocinar es un acto de generosidad en esencia”, subraya el chef dos Estrellas Michelin.

En un entrañable vídeo, Diego Guerrero expresa la importancia de la pasión y motivación que demuestran los cocineros de ORPEA

ORPEA dispone en todas sus residencias de cocina propia donde los chefs preparan menús adaptados a las necesidades de los residentes, siempre diseñados por un nutricionista y revisados por un médico. Es más, en función de la patología que presenta la persona mayor, desde el grado de dependencia hasta el deterioro funcional y cognitivo, su dieta es personalizada. Por eso, en las residencias ORPEA, dentro de la valoración geriátrica integral que se hace en el momento del ingreso del residente, se tienen en cuenta los aspectos nutricionales.

III Torneo de Cocina ORPEA
Diego Guerrero formó parte del III Torneo de Cocina ORPEA, que tuvo lugar el pasado mes de octubre, en la Escuela Superior de Hostelería y Turismo de Madrid. En este edición, ORPEA Carabanchel fue el centro ganador gracias a su plato de canelones fríos de brandada de bacalao y mango con chips de yuca y plátano. ORPEA Pinto 1 y ORPEA Aljarafe se llevaron el segundo y tercer premio, respectivamente. Esta original iniciativa, pionera en el sector de la atención residencial, pretende visibilizar la importancia de contar con una cocina de excelencia en los centros de mayores.

Durante la celebración del Torneo, Diego Guerrero transmitió su pasión a los equipos de cocina de ORPEA y valoró muy positivamente la actitud de los participantes: “Están muy motivados e ilusionados, dos aspectos muy importantes en la profesión de cocinero”.

Dejar un comentario