Los 10 últimos avances en la lucha contra el Alzhéimer

21 septiembre, 2017Noticias
Alzheimer terapias

Con motivo del Día Mundial del Alzhéimer, desde ORPEA Ibérica queremos realizar un repaso a los últimos estudios, investigaciones, terapias y avances en relación a esta enfermedad degenerativa cerebral. Todavía no se ha encontrado una cura para el alzhéimer, ni siquiera conocemos su origen y causas; pero hay numerosos trabajos en todo el mundo que persiguen este fin.

1. Uno de los principales descubrimientos realizados en los últimos doce meses vio la luz gracias al estudio liderado por Dena Dubal, profesora adjunta de neurología y decana de la cátedra de envejecimiento y enfermedades neurodegenerativas en la Universidad de California. Los resultados de la investigación defienden que un fragmento de la hormona Klotho puede mejorar las funciones cerebrales durante toda la vida del paciente. Esta hormona ha sido testada con ratones, que experimentaron evidentes mejoras cognitivas, aunque aún son necesarios más estudios clínicos con los que determinar la eficacia de la hormona Klotho en los seres humanos.

2. Otro importante avance ha venido de la mano de un grupo de investigadores argentinos liderados por el doctor Tomás Falcone, investigador del CONICET. Especializados en el estudio del sistema nervioso y enfermedades neurodegenerativas, su estudio ayuda a comprender las fases iniciales de la enfermedad del alzhéimer, que estarían provocadas por los desbalances de las isoformas de la proteína Tau.

3. En España, un equipo de investigadores liderado por José L. Marco-Contelles, Instituto de Química Orgánica General de Madrid, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), también ha aportado su granito de arena en la lucha contra esta terrible enfermedad. Se trata de uno de los descubrimientos más relevantes de los últimos años, puesto que han hallado una molécula multipotente que actúa como un agente protector y es capaz de frenar los mecanismos que provocan el desarrollo de la enfermedad. La molécula descubierta, denominada MBA 354, podría posibilitar la producción de medicamentos eficaces en la cura, y no solo en los cuidados paliativos, del alzhéimer.

4. Un estudio del Consejo de Investigación Médica de la Universidad de Leicester (Reino Unido), dirigido por Andrew Tobin, ha probado en ratones un nuevo fármaco que mejora los síntomas de la degeneración cerebral y prolonga la vida. “Nuestro estudio abre vías para que los investigadores busquen nuevos medicamentos para los síntomas del alzhéimer y ralenticen la progresión de la enfermedad”, asegura Tobin.

5. Investigadores del Centro Médico de la Universidad de Columbia, en Estados Unidos, han descubierto el genTMEM106B, que tiene relación directa con el envejecimiento del cerebro y que, a partir de los 65 años, influye en el riesgo de enfermedades neurodegenerativas. Tras analizar el material genético de 1.904 muestras de cerebros humanos, llegaron al concepto de envejecimiento diferencial: la diferencia entre la edad aparente (biológica) de un individuo y su edad verdadera (cronológica) e identificaron el TMEM106B como responsable por esa edad diferencial.

6. U equipo del Imperial College de Londres, liderado por la bióloga española Magdalena Sastre, logró a finales de 2016 frenar el desarrollo de la enfermedad de alzhéimer en ratones, inyectando en su cerebro un virus portador del genPGC1-alpha. Los ratones tratados con el gen produjeron muchas menos placas amiloides que sus hermanos que no lo recibieron y tenían la misma memoria que los normales.

7. Una investigación llevada a cabo por investigadores del Hospital General de Massachusetts (Boston, EE.UU) y dirigida por Robert Moir, ha demostrado que la proteína beta-amiloide es un componente fundamental del sistema inmune y en la lucha frente a muchas infecciones. Este estudio sugiere que esta proteína no debería ser una diana terapéutica en la lucha contra la enfermedad de alzhéimer. Moir aseguró a mediados de 2016 que “nuestros resultados sugieren la posibilidad, ciertamente intrigante, de que el alzhéimer aparezca cuando el cerebro percibe que está siendo atacado por patógenos invasores. Pero necesitamos más estudios para identificar si el proceso requiere de la presencia de una infección”.

8. El equipo de Carlos Dotti, investigador del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa, en Madrid, ha descubierto que el cerebro produce su propio colesterol, que resulta esencial para mantener las neuronas vivas y sanas. Cada vez que se forma un recuerdo, las neuronas encienden determinados genes para fijarlo y deben tener suficiente colesterol en la parte exterior de su membrana para poder hacerlo. La presencia de esta molécula en el encéfalo tiende a perderse con la edad, y tanto personas mayores sanas como otras que sufren alzhéimer suelen presentar niveles de colesterol cerebral más bajos de lo normal.

9. Un equipo dirigido por Tony Wyss-Coray en la de la Universidad de Stanford (EE UU, busca remedios a la degeneración neurológica que a menudo desemboca en el alzhéimer. Han organizado el primer ensayo clínico para analizar los efectos de realizar transfusiones de plasma de personas de menos de 30 años en 18 personas mayores con alzhéimer.

10. Se están realizando numerosos ensayos clínicos que investigan fármacos para el tratamiento y prevención del alzhéimer. Alzheimer Europe ha lanzado el servicio ‘Clinical Trials Watch’, con información actualizada de ensayos en fase III. En España tenemos el Registro Español de Estudios Clínicos, una base de datos pública, de uso libre y gratuito.
El proyecto EPAD, que integra a 35 instituciones académicas y laboratorios farmacéuticos de Europa, está reclutando a 6.000 personas que se someterán a ensayos clínicos para probar nuevos tratamientos. Este proyecto europeo de investigación con voluntarios asintomáticos o en estadios tempranos del alzhéimer quiere estudiar cómo evoluciona la enfermedad en sus etapas más tempranas.

Terapias paliativas
En el Grupo ORPEA empleamos todas las técnicas y terapias que se han mostrado eficaces en el cuidado de las personas mayores que sufren alzhéimer. En nuestras residencias se utilizan diferentes técnicas asistenciales y de mejora cognitiva, así como unidades específicas para estos pacientes, como son las salas de reminiscencia, en las que se estimulan los recuerdos de los mayores; o las salas Snoezelen, que se ocupan de la estimulación sensorial.

Algunos datos del alzhéimer

• La enfermedad de alzhéimer (EA), tal como la describió Alois Alzheimer, es una enfermedad degenerativa cerebral en la que se pierden neuronas, se acumula una proteína anormal (amiloide) y se muestran lesiones características (placas seniles y ovillos neurofibrilares).
• La acumulación de la proteína amiloide puede iniciarse 20 años antes de que la enfermedad empiece a manifestar sus síntomas
• Más de 1.200.000 pacientes sufren alzhéimer en España –según un estudio de la Confederación Española del alzhéimer, CEAFA-, una enfermedad que arrastra y marca la vida de más de cinco millones de personas.
• El alzhéimer afecta en España al 5% de la población de entre 60 y 69 años, al 20% de los que tienen entre 80 y 89 años y al 30% de los mayores de 90 años.
• Según la OMS hay más de 36 millones de personas afectadas por esta enfermedad en todo el mundo, una cifra que sigue aumentando al mismo ritmo que la esperanza de vida y que podría duplicarse cada 20 años. Cada 70 segundos se diagnostica un caso nuevo en Europa.
• El alzhéimer es la enfermedad que más preocupa a las personas mayores, por delante incluso del cáncer o de sufrir un infarto.

Compártenos:
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Dejar un comentario