Fina y Carmen, residentes centenarias de ORPEA Málaga, ejemplos de superación en tiempos de pandemia

04/11/2020

Fina y Carmen, residentes centenarias del centro ORPEA Málaga, centro ubicado en el Rincón de la Victoria,  cuentan su historia de superación en tiempos de pandemia  en Diario SUR.

Josefina Visiedo (101 años) enfermó de coronavirus en marzo, pero, aunque necesitó oxígeno durante varias semanas, logró recuperarse de la infección. Como ella recalca, restándole importancia a lo sucedido, se trató de “una mala rachilla”. Ahora, Fina se encuentra bien y animada, y hace alarde de su coquetería, llegó un poco más tarde a la entrevista porque volvió a su habitación a cambiarse de vestido porque no tenía claro que fuera el adecuado.

Por su parte, Carmen Viano (100 años) no llegó a contagiarse, su mérito reside en ganarle la batalla emocional, y cognitiva a su edad, al confinamiento. ¿Cómo? Se obligó cada mañana a apuntar en qué día estaba y se entretuvo dibujando. Pero reconoce que no hubo peor castigo posible, acostumbrada como está a relacionarse y a hablar por los codos. Carmen asegura que, en ORPEA, “todos son estupendos y nos tratan de maravilla”. De hecho, ella llegó al centro para estar de manera provisional y tras unos meses decidió vivir allí, en lugar de volver a casa de sus hijos.

En la entrevista para el reportaje Vencer al coronavirus con cien años, publicado en el Diario Sur, Fina y Carmen han contado un puñado de anécdotas de las muchas que caben en un siglo.

En el programa de televisión Andalucía Directo, también se quisieron hacer eco de la historia de superación de Fina y Carmen.

También te puede interesar

15/02/2024
Inforesidencias.com reconoce al más de medio centenar de centros ORPEA como “100% Transparentes y Comparables”
13/02/2024
Historias de amor que duran ya más de medio siglo: seguir queriéndose en la residencia de mayores
11/01/2024
Ayudas obtenidas por los Fondos Next Generation EU en la Comunidad de Madrid

¿Tienes dudas?

Contacta con nosotros

Servicios especializados gracias a sus unidades de atención a demencias y alzhéimer, psicogeriatría o gran dependencia, dando así cobertura y tratamiento a la necesidad de cada mayor.